Cuando los enlaces parece botones (y al revés)

Usar un botón como si fuera un enlace, o un enlace como si fuera un botón, es algo muy común, y es un completo error.

Cuando un lector de pantalla lee una página web, anuncia al usuario los elementos que encuentra en la página. Le puede decir cosas como "lista", "imagen", "botón" y "enlace".

Cuando un usuario oye "botón", no espera que cuando lo use se navegue a otra página web, a no ser que sea el botón de envío de un formulario.

Cuando un usuario oye "enlace", espera que cuando lo use se navegue a otra página web, no espera que no ocurra nada y no cambie la página web en la que se encuentre.

En el pasado ya he escrito algunas entradas sobre este tema:


Ahora he encontrado But sometimes links look like buttons (and buttons look like links), una lectura muy interesante para complementar las anteriores.

Comentarios

Entradas populares de este blog

accessiBe, la herramienta mágica

Las cinco reglas de ARIA